MUDANZA (+18)

Lo supo al poco de llegar. Dejó un montón de cajas apiladas en una esquina de la habitación y se secó el sudor con el brazo. Tenía el pelo mojado en la nuca y en la sien. Por fin podía cerrar la puerta y todas sus pertenencias estaban dentro de  su casa, no eran muchas, pero estaba agotada. Añadió una nota mental: no volver a mudarse en verano.

Se descalzó, el suelo no estaba muy frío pero le hizo revivir unos segundos. Se anudó la camiseta a un lado, no es que fuera larga, pero le estorbaba todo. Fue a quitarse los escuetos pantalones, era una tentación maravillosa, pero al ir a hacerlo notó en su piel una pequeña herida. Igual no era buena idea, podía hacerse daño en lugares más delicados, además estaba esperando que vinieran a instalarle el teléfono.

Se dio la vuelta y lo vio. Él no bajó la mirada, ni se movió. Mantuvo su postura apoyado en el balcón, mirándola descaradamente. Ella se azoró y se dio la vuelta. Aún no tenía cortinas.

Comenzó a colocar cosas y él seguía ahí, mirando, sin inmutarse. Por un momento pensó en colgar una toalla, algo que le hiciera resguardarse, pero lo descartó. Tenía que mantener su territorio a salvo, esa ventana era su dignidad, su frontera. Se fue a las habitaciones de dentro, cansada y exhausta tampoco estaba para mucho ajetreo.

Podían haber pasado un par de horas y él seguía ahí, ahora estaba entretenido con algo, leía. Era guapo, no muy mayor que ella, de espalda muy ancha, pero no de gimnasio. ¡Vaya con el vecinito….! Él se sintió con sus ojos en la nuca y levantó la mirada, se encontraros y ella esta vez no quiso esconderse, le aguantó su penetrante observación y sonrió levemente. La tentación era grande, pero siguió en sus tareas.

El día mejoraba, se estaba dejando observar. Ahora ya era consciente. Descaradamente se insinuaba en cada movimiento. Jamás colocó unos libros con más erotismo. Le estaba gustando. Se estaba gustando. Se volvió a mirar y ya no estaba. No le agradó y acto seguido comprendió que en algún momento tendría que moverse.

El trabajo ya no era tan divertido. Se había emocionado, incluso un poco de más, su imaginación había actuado rápido y no podía negarse que había fantaseado con ese hombre. Fantasías lascivas. Un día tendría que escribir todo lo que se pasaba por la imaginación cuando un hombre era el objeto de su tentación. Tendría que hacerlo con pseudónimo, pero le encantaría demostrar que las mujeres se excitan, tienen deseos sucios y obscenos y que la mojigatería quedó muy atrás.

El timbre le sacó de su ensimismamiento sexual. No demasiado. Iba hacia la puerta pensando si los dioses se conjuraban y le mandaban un técnico que estuviera bien. Al menos tendría otro entretenimiento. Tampoco estaba mal disfrutar del juego, de la danza, previa o no, al sexo.

Abrió la puerta y estaba él. Por eso había dejado su puesto de vigía. Era mucho más alto de lo que parecía. Le dijo su nombre y a penas ella dijo el suyo, no medió más palabra. Se sintió empujada contra la pared y su lengua llegó a todos los rincones del placer de la suya. Se abandonó.

Entre cajas y papeles de periódico iban avanzando a empujones, deshaciéndose de la poca ropa que le quedaba, buscando un lugar algo más cómodo donde disfrutarse. Él sabía donde estaba su cama, en que lugar exacto se encontraba su sofá. La había visto deambular por la casa.

Se tumbó con familiaridad y ella se subió a él con el mismo ansia que él demostraba con sus manos, sus besos, sus medios mordiscos entre jadeos. Echó la cabeza hacia atrás, con los ojos cerrados, buscando sentir aún más cada uno de los puntos del placer que con maestría le iba pulsando.

Volvió a abrirlos y fue a buscar su boca. Por el camino se dio cuenta que la ventana estaba abierta y no había cortinas, pero ya estaba segura que nadie la observaría desde allí, ahora lo tenía mucho mucho más cerca.

 

Anuncios

4 comentarios en “MUDANZA (+18)

Deja un comentario si te apetece por fi

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s