MADRES DE OREGÓN

Hace algunos días me ofrecieron la posibilidad de pertenecer a un programa de la Universidad de Sevilla sobre la educación de padres y madres respecto a los hijos pre adolescentes.
La cuestión era comparar el sistema educativo y familiar de Oregón y de Andalucía.
La verdad es que he declinado el participar en el proyecto, y lamento no colaborar con la estudiante que se prestaba porque todos hemos necesitado alguna vez una manita que nos ayudara.
Mi negativa no fue algo espontáneo sino una decisión madurada, de hecho estuve pensando si ciertamente yo tengo similitudes con la madre de Oregón…y busqué algunos reportajes de televisión y escritos, y hasta leí algún que otro foro.
Yo hice mi estudio particular y tengo una conclusión: No hay nada más distinto que una madre andaluza y una madre de Oregón. Mi conclusión no hace juicios de valor, no diré cual es mejor, y seguramente lo correcto sería un término medio…pero,
¿qué madre andaluza manda a su hijo a tomar un almuerzo de medio sandwich y palitos de masa de “pescado”? casi puedo oir a alguna que otra decir, “te has quedado con hambre, ¿te frío un huevo?, tienes que tomar más fruta, ¿te hago un zumo? pero corre que se le van las vitaminas”
¿qué madre andaluza considera que los diez u once años es edad para que vayan y vengan solos de colegio, estén solos en casa y sean absolutamente independientes a la hora de vestirse, lavarse, ordenar el cuarto y tener acceso a redes sociales? “Recoge ese cuarto, esa no es manera de vestirse, ponte derecha, ¿te has duchado?, de aqui no sales sin desayunar, el ordenador donde yo lo vea, …y este niño porque tarda tanto, lo siento no puedo salir es que no voy a dejar al niño solo”
¿qué madre andaluza sonríe y dice…”está en el centro comercial” como si eso fuera un búnker seguro? “Tened cuidadito, no habléis con gente rara, no te vayas con nadie, id siempre juntas”
¿qué madre andaluza dice aquello de “iba con sus amigos pero no sé quien son”? “¿Con quién vas? ¿Dónde viven? Yo a ese niño no lo conozco, lo siento…no vas”
Ciertamente puede ser que las madres andaluzas seamos sobreprotectoras, gallinitas, nuestros hijos son nuestros niños toda la vida, por más años que cumplan, puede que sea un exageración incluso propia de nuestra realidad, pero estoy segurísima que no soy una madre de Oregón.

(Costas de Oregón)

Anuncios

4 comentarios en “MADRES DE OREGÓN

  1. Tiene su gran parte de razón y yo no diría madres andaluzas sino españolas.Somos muy protectoras y madrazas pero cuando de verdad ellos se dan cuenta y lo agradecen es cuando se hacen adultos.Esto lo digo con conocimiento de causa,a través de mis hijos.

  2. Es ciertamente un problema latino, que yo no creo que sea realmente malo, más bien al contrario, pero es verdad que los hijos crecen y hasta bien crecidos las madres latinas aún ayudan con los nietos, las fiambreras de comida y hasta con algún que otro pago…

Deja un comentario si te apetece por fi

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s