GENERACIÓN PERDIDA

Yo pertenezco a la generación que se llamó “JASP” jóvenes aunque sobradamente preparados, que comparados con muchos, no todos, de los actuales eramos unos analfabetos, sobretodo en lo referente en idiomas y especialización. Eramos los primeros Erasmus, aunque yo no fui, los primeros que aprendimos que sin inglés no eres nadie y que las tecnologías no deben abrumarte sino aceptarlas, y convertirlas en herramienta social, de trabajo y de compras.
Se ha hablado mucho de la conocida como “Generación Perdida”, la del presidente anterior, la que dejó de estudiar porque se ganaba mucho en la construcción y luego al acabar el sueño del ladrillo, se han visto incapaces de retomar los estudios o acceder a otro puesto de trabajo. También se hablaba de la generación de un plan de educación muy poco exigente y bajo de contenidos.
Como en tantas otras cosas en España, esta “Generación Perdida” tiene una contra réplica de una cantidad de jóvenes, muy pocos, casi elitistas, que son excelentes y aunque las Universidades han perdido mucho respecto al profesorado, los métodos de enseñanza y los contenidos salvan con dignidad relativa la licenciatura. Los de las Universidades privadas juegan otra liga. Una triste división … la verdadera actualidad de las dos Españas.
Antes la educación no iba aparejada a los estudios.
Con todo esto las esperanzas de salvar estos jóvenes nacidos entre los finales de los ochenta y los noventa, es relativamente poca, y tendrían oportunidades si hubieran aprendido la cultura del esfuerzo, del sacrificio, del compromiso, pero por desgracia es un grupo de casi adultos que parten de cursos en los institutos aprobados por edad, de cobrar el subsidio del desempleo y otras tantas ayudas, de grandes sueldos sin haber invertido en preparación o en educación, la cultura, con perdón de “por mis cojones”, “pa chulo yo”, el enchufismo, la falta de respeto al trabajo, una generación amoral y floja que acabará viviendo a costa de sus padres eternamente.

Anuncios

3 comentarios en “GENERACIÓN PERDIDA

  1. Lo siento pero aunque no generalices hoy tengo que discrepar. Yo no considero una “generación perdida” a unos jóvenes que en vez de cursar estudios superiores hayan elegido irse a poner ladrillos al terminar en el instituto.
    Si todos los jóvenes fuesen a la universidad,quién haría nuestras casas,nos servirían en los restaurantes,nos peinarían en la peluquería y un largo etc??.
    Tienen que haber carreras que son necesarias y también profesiones igualmente necesarias.Y yo creo que hay mucha juventud comprometida con el trabajo,excepto los vagos de turno que los ha habido siempre.
    Es mi humilde opinión!!

  2. ¡¡Por supuesto que no todo el mundo tiene que tener estudios!! De hecho creo que la titulitis es una de tantas enfermedades que tenemos…Me refiero a aprender un oficio, que antes se tardaba años en ser oficial de primera, luego dos años con la formación profesional y vamos por a penas un curso con los ciclos formativos.
    Me refiero a esta juventud exigente de móvil de ultima generación con conexión a internet, zapatillas de deportes ultra caras, tablet, pc, y a cambio suspensos, intolerancia, despotismo, chuleria, y muy poco respeto a lo ajeno, a los demás…
    Lo veo, lo vivo…

Deja un comentario si te apetece por fi

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s